Glyphosate Facts

Transparency on safety aspects and use of glyphosate-containing herbicides in Europe

Menu
Search

Cómo se usa el glifosato

El glifosato se utiliza para controlar una diversidad de plantas en el sector agrícola,en  jardinería, y ambientes acuáticos; y los herbicidas que contienen glifosato pueden adquirirse en casi todos los comercios del sector.  En la actualidad, en Europa están registrados para la venta más de 300 herbicidas con glifosato producidos por más de 40 empresas diferentes. Si bien el mercado global principal del glifosato es la agricultura, también se lo usa para mejorar la visibilidad y controlar el crecimiento de malezas en áreas no cultivadas tales como las vías y los terraplenes del ferrocarril. Los usos no agrícolas también pueden incluir el control de malezas en lugares de esparcimiento, bosques y ambientes acuáticos. Además, muchos jardineros usan productos con glifosato. Otro uso importante del glifosato, aunque en menor escala, es el control de especies de malezas invasoras, tales como Polygonum cuspidatum, que amenaza la supervivencia de las plantas nativas.

El glifosato se utiliza en una amplia variedad de cultivos. Unos de sus usos principales en Europa es el control de las malezas bajo los frutales. (© Hemeroskopion - Fotolia.com)

Los productos que contienen glifosato se aplican mediante pulverización foliar para controlar las malezas en una amplia gama de cultivos. En la mayoría de los países europeos, los herbicidas con glifosato predominantemente se aplican tras la cosecha para prevenir la infestación de malezas en los cultivos de invierno (antes de la siembra) o en aplicación dirigida en cultivos leñosos. La extensa variedad de cultivos principales que se manejan con glifosato en Europa incluye cereales, viñedos, olivares, cítricos, frutos secos y para la renovación de pastizales.  No obstante, estos tratamientos posteriores a la cosecha en general incluyen todo tipo de cultivos. En Alemania, por ejemplo, ocho de cada diez campos de colza se tratan con herbicidas con glifosato.

En algunos países tales como el Reino Unido, el glifosato también se emplea antes de la cosecha para controlar malezas y así acelerar el proceso de maduración de los cultivos (secado). Los cultivos manejados con estos métodos previos a la cosecha incluyen colza y cereales. Con todo, el tiempo, cantidad y método de aplicación de los productos con glifosato varían en toda Europa dependiendo del cultivo y las especies de maleza del caso.

> Siga leyendo...

Last update: 07 November 2013